Nuestra madre es la maravilla más grande todo este universo, ella nos ha dado todo, ha velado por nosotros en nuestros peores momentos, dándonos los mejores valores para formarnos como lo mejor de esta sociedad, ella es aquella que sabe ser nuestra mejor amiga, cuidándonos como su mayor tesoro, la descripción de hermosura la haríamos describiendo a nuestra propia madre, en forma de agradecimiento has llegado a esto, a averiguar en internet tortas de cumpleaños para regalar a una madre.

MADRE ES SOLO UNA, POR ESO AMALA COMO UNA REINA

Dándole constancia de nuestro profundo agradecimiento por tan buena crianza, te dejamos una dulce receta con símbolo de amor, te presento el pastel de mango, que a mi madre particularmente le encanta, por esta razón he decidido plenamente compartirla con ustedes.

Esta es una receta bastante tediosa, lleva un poco tiempo prepararla, pero definitivamente tu madre al igual que la mía, quedará enamorada, valdrá la pena dedicarle tiempo a esta receta, como todo bizcocho, es esencial acompañarla con una buena taza de café cargado.

 

REÚNE LOS SIGUIENTES INGREDIENTES

Para el dulce bizcocho:

-1/4 Tazas de margarina.

-5 Huevos frescos.

-3 Tazas de harina leudante o todo uso.

-1/4 Cucharaditas de polvo para hornear.

-3 Tazas de azúcar, para endulzarle el día.

-1 Taza de leche.

-4 cucharaditas de mermelada de mango natural.

Para la mermelada de mango:

-2 Mangos grandes.

-260 Gramos de azúcar blanca.

-3 cucharadas de glucosa.

Para la crema de cobertura:

-1 mango grande maduro.

-160 gramos de azúcar blanca.

-6 cucharaditas de fécula de maíz.

-550 gramos de crema batida chantilly

ES HORA DE ELABORAR LA OBRA DE ARTE

Lo más probable es que estés en esta página es porque eres todo un novato en el arte culinario, pero no te preocupes te ayudaré a realizar este lindo regalo para tu madre, será un delicioso presente y ella lo sabrá valorar, esa mujer que nos ha dado todo, merece mucho más que un dulce, pero lo que importa son las intenciones con que se la des.

La mermelada de mango, debes preparar un jugo de medio litro, agrégale el azúcar y la glucosa, cocina a fuego lento, menea con una cuchara por aproximadamente dos o tres minutos hasta que se reduzca hasta la mitad, saca de la hornilla, deja reposar hasta que se enfríe, esto hará que la mermelada espese, así podrás agregarla a la preparación.

Procede a preparar el bizcocho, bate las yemas con una de las tazas de azúcar, hasta crear una mezcla totalmente cremosa y suave, incorpora la harina leudante o todo uso, lentamente para no derramar nada, junto con la leche un poco tibia y la mezcla de mermelada de mango, con el resto del azúcar bate las claras de los huevos frescos, hasta formar la mezcla a punto de suspiro, viértela en la preparación anterior, bate lentamente hasta lograr una mezcla homogénea.

Elige el molde tu preferencia, y con un poco de la mantequilla, espárcela de manera uniforme, llegando a todas las esquinas, de lo contrario la mezcla se quemará y se pegará en el molde, luego de haber hecho eso con la mantequilla, con un poco de harina cubre el tazón, dándole vueltas poco a poco, finalmente retira el exceso.

 

Precalienta el horno durante unos cuarenta o cuarenta y cinco minutos a unos 180ºC, espera con paciencia, deléitate con su hermosura en el horno, como su cobertura se va tostando, te recomiendo que la mezcla la pongas en la rejilla del medio, pues muy arriba se secará y muy abajo se te quemará, entonces lo ideal es en el medio, sabrás que está listo cuando induzcas un chuchillo y este salga sin ningún residuo, pasado el tiempo, retira del horno y deja reposar en un espacio abierto y ventilado.

Para la crema que cubrirá el bizcocho, prepara nuevamente un jugo de medio litro con uno de los mangos, cocina fuego lento con la fécula de maíz y el azúcar, menea lentamente con una paleta de cocina hasta el punto de hervido, pasado unos tres o cuatro minutos, la mezcla está al punto, integra en u vaso de agua la fécula de maíz, para luego agregarlo a la mezcla y que espese, retira de la hornilla y deja reposar.

Debes batir la crema chantilly, para proceder a agregarlo a la mezcla de mango, a una pequeña porción de la mezcla agrégale trozos grandes de mango, recuerda que para esta deliciosa receta de tortas de cumpleaños para regalar a una madre es importante que los mango estén maduros, un consejo te ayudará bastante, es que con mucha anticipación compres unas cuantas de estas frutas, envuélvelos en periódico y en unos días estarás al punto, si ningún tipo de golpe, pues así por lo general vienen de los súper mercados.

En este paso debes cortar el bizcocho, pero antes este mismo debió tener un reposo de mínimo una hora, si tu impaciencia se apodera de tu cuerpo y lo haces con el bizcocho tibio, se te destrozará, formando un desastre en tu cocina, re recomiendo que lo cortes con un cuchillo de serrucho. Divídelo en dos partes, rellena una mitad con la crema y los trozos del mango, luego une las divisiones con la última mitad de la crema, espárcelo de manera uniforme por toda la superficie, luego déjala reposar.

Llévalo a reposar a la nevera, para que así esté  a su temperatura ideal, este es justo el momento que necesitas para planificar como será tu táctica de decore, debes destacarte, aunque eres un novato de la cocina, el resultado reflejará que tanto amor le has puesto a este dulce en honor a tu honorable madre, así que, manos a la obra, pequeño retoño.

Rebana los trozos de mango, finamente calculados, puedes acompañarla también con otro tipo de frutas, como por ejemplo la fresa, cambur o la favorita de mi madre, la piña, estas frutas hacen muy buena combinación y enamorará el paladar de tu madre y de todo aquel que pruebe esta exquisitez, la torta será la protagonista de esta noche. Es hermoso ver a esa señora que ha dado todo por ti con una gran sonrisa en el rostro, hoy es su día, consigue que sea el mejor de todos los años, sin embargo, no solo el dia de su cumpleaños debes consentirla, trata de hacerlo lo más seguido posible, demostrándole todo lo que siente por ella,